Noticias

La Mancomunidad inicia el proceso de contratación de la gestión de los residuos de construcción y demolición

• En el 2022 se recogieron en los cuatro garbigunes de la comarca 1.102 toneladas de residuos de construcción y demolición, más conocidos como escombro, separados en escombro limpio y escombro sucio.c

27·01·2023


La Mancomunidad inicia el proceso de contratación de la gestión de los residuos de construcción y demolición

  • En el 2022 se recogieron en los cuatro garbigunes de la comarca 1.102 toneladas de residuos de construcción y demolición, más conocidos como escombro, separados en escombro limpio y escombro sucio.

Los residuos de construcción y demolición (RCDs), más popularmente conocidos como escombro, suponen una parte importante de los residuos recogidos selectivamente en los garbigunes de Debabarrena. En el 2022 se recogieron 1.102 toneladas, separadas en escombro limpio (962 toneladas) y escombro sucio (140 toneladas).

La contratación de la gestión de los residuos de construcción y demolición tendrá una duración de un año y su presupuesto de licitación es de 60.000 euros. Las empresas interesadas en presentarse tendrán de plazo 10 días hábiles a contar a partir de día siguiente de la publicación del anuncio en el perfil del contratante.

Recogida selectiva en los garbigunes: residuos de construcción limpios y sucios

En Debabarrena, a lo largo del año, multitud de pequeños gremios y particulares realizan pequeñas obras en sus viviendas o locales. Los residuos generados en dichas obras pueden ser depositados en los garbigunes siempre y cuando se lleven separados entre residuos limpios y sucios. Los residuos de construcción limpios son los ladrillos, hormigón, baldosa, piedras y rocas, cerámica. Por el contrario, los residuos sucios se consideran los yesos, molduras y paneles.

Es importante dicha separación porque además de cumplir el decreto que regula este tipo de residuos, permite reutilizar los escombros limpios para fabricar áridos y utilizarlos en otras obras. El escombro sucio no es reutilizable y se deposita en vertederos de residuos inertes.

Hasta la fecha, es gratuito depositar los residuos de construcción en las instalaciones de la Mancomunidad, es decir, en los garbigunes, presentando la licencia de obra para demostrar que dicha actividad se está llevando a cabo en Debabarrena y no en otra comarca.

La Mancomunidad recuerda que verter este tipo de residuos en la naturaleza (junto a pistas, al lado del rio o en el monte) o en los contenedores de la calle o de la zona rural, es considerado infracción grave según la ordenanza reguladora de residuos de la Mancomunidad, que tiene como objetivo proteger el medioambiente y fomentar prácticas responsables de recogida selectiva de residuos. Depositar este tipo de residuos fuera de los garbigunes, por tanto, puede suponer una sanción de entre 600 y 1.750 euros.