Noticias
Atrás

El 65% de los residuos que se depositan en el contenedor gris son reciclables

● Se ha realizado un estudio para conocer qué tipo de residuos reciclables se siguen depositando en el contenedor gris, imposibilitando así su reciclaje. ● Desde la Mancomunidad apuntan que “los resultados del análisis deben llevarnos a reflexionar, ya que demuestran que tenemos un gran margen de mejora. Los residuos del contenedor gris no se pueden reciclar, por lo que si depositamos artículos o basura reciclable en este contenedor, estamos imposibilitando su reciclaje, y en consecuencia, dañando el medioambiente.”

10·02·2021


El 65% de los residuos que se depositan en el contenedor gris son reciclables

  • Se ha realizado un estudio para conocer qué tipo de residuos reciclables se siguen depositando en el contenedor gris, imposibilitando así su reciclaje.
  • Desde la Mancomunidad apuntan que “los resultados del análisis deben llevarnos a reflexionar, ya que demuestran que tenemos un gran margen de mejora. Los residuos del contenedor gris no se pueden reciclar, por lo que si depositamos artículos o basura reciclable en este contenedor, estamos imposibilitando su reciclaje, y en consecuencia, dañando el medioambiente.”

La Mancomunidad de Debabarrena ha realizado, en colaboración con la Diputación Foral de Gipuzkoa, un estudio durante los días 21 y 30 de octubre para conocer qué tipo de residuos reciclables se siguen depositando en el contenedor gris. Se analizaron los residuos recogidos en 8 rutas diferentes de recogida de residuos de la comarca. Los resultados demuestran que el 65% de los residuos que se depositan en el contenedor gris son reciclables.

El 32,6% de los residuos depositados en el contenedor gris son residuos orgánicos, los cuales se deberían depositar en el contenedor marrón. De un total de 1.977kg analizados, 150 kg (el 7,4%) son residuos caracterizados como derroche alimentario, es decir, carnes y pescados, pan, pasta y legumbres. Por otro lado, 493 kg (25%) son residuos orgánicos no caracterizados como derroche alimentario, como restos de jardín o papel de cocina con restos orgánicos. Todos los anteriormente mencionados hay que depositarlos en el contenedor marrón, no en el gris.

El 11,1 % de lo analizado es papel y cartón, el cual debería ser depositado en el contenedor azul. El 8,9 % de los residuos han sido catalogados como cuero y textil no sanitario. Se deberían depositar en los contenedores blancos de la ropa. El 8,5% son envases de plástico que se deberían depositar en el contenedor amarrillo, mientras que el 3,2% es vidrio.

Desde la Mancomunidad señalan que “los residuos del contenedor gris no se pueden reciclar, por lo que si depositamos artículos o basura reciclable en este contenedor, estamos imposibilitando su reciclaje, y en consecuencia, dañando el medioambiente. Los datos del análisis demuestran que tenemos un gran margen de mejora y deben hacernos reflexionar sobre nuestros hábitos de reciclaje. La Mancomunidad continuará trabajando para promover la separación de residuos y mejorar así la recogida selectiva de la comarca”.

Contenedores y garbigunes

A parte de identificar que el 65% de los residuos depositados en el contenedor gris son reciclables y deberían depositarse en un contenedor distinto, el análisis también ha detectado otro tipo de residuos que son recuperables si se llevasen al Garbigune. Es el caso de los residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (1,1%) y los voluminosos (1,5%).

La Mancomunidad hace un llamamiento a la ciudadanía a utilizar los Garbigunes para depositar residuos que no se generan habitualmente. “Tenemos como objetivo conseguir el 70% de recogida selectiva para el 2030, y aunque los datos van mejorando y en el 2020 conseguimos llegar al 55%, todavía queda un largo camino que recorrer, y es imprescindible la implicación y el compromiso de toda la ciudadanía”.